Vestidos de comunión de segunda mano

Vestidos de comunion de segunda mano

Los vestidos de comunión de segunda mano son la opción más barata, junto a la alternativa de alquilar, para llevar un precioso atuendo en este día tan importante. La primera comunión es un evento especial para toda la familia pero conlleva muchos gastos que, en ocasiones, pueden suponer una barrera importante para algunos hogares. Por eso hay que saber cómo ahorrar y con las ideas que vamos a ver hoy lo vas a poder conseguir.
Una forma de hacerlo es gastando menos en la ropa, que suele ser una de las grandes inversiones de este día. Por ello, los vestidos de comunión de segunda mano se convierten en esa forma de desembolsar menos dinero en el atuendo de las niñas (y también de los niños en el caso de los trajes) y poder contar, de esta forma, con más remanente para usar en otras cosas, o simplemente porque la economía familiar no permite que se puedan adquirir vestidos nuevos.

Y es que el precio varía de una opción a otra. De hecho, la demanda por esta opción más económica para la primera comunión se ha incrementado en un 60%, según datos recogidos por Europa Press, donde también se explica que los descuentos en estos vestidos de segunda mano pueden llegar a representar hasta un 70% menos en el precio final.

Ventajas e inconvenientes de los vestidos de comunión de segunda mano

Como todo en esta vida, existen pros y contras de esta opción.

Entre las ventajas, sobre todo, el precio más económico de hacerse con uno de estos vestidos de comunión de segunda mano. Normalmente se trata de vestidos que han sido utilizados una sola vez, para la comunión de la persona que lo compró de inicio, por eso apenas están usados y el aspecto es impoluto, si ha sobrevivido bien a la jornada de juegos y tarta de una primera comunión. Además, te deja margen para utilizar el dinero que ahorras en la comida, en accesorios o, simplemente, guardarlo para tu vida diaria.

Respecto a los inconvenientes, dependerá de cada niña o familia, en todo caso, podría ser el hecho de no estar estrenando algo “tuyo” para este día especial porque ya ha sido utilizado anteriormente por otra comulganta. No obstante, mi opinión sobre ello es que cada niña hará suyo su vestido, venga de donde venga, y eso ya lo convertirá en algo único. Otro hándicap sería al talla, ya que en caso de que un determinado vestido que le guste a la niña no le valga tendrá que seguir buscando o gastarse dinero en arreglos.

Fotografías: First Holy Communion Day

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 2
Marta
Escrito por
Marta
Más artículos de Marta

Decoración de primera comunión en rosa

Hoy os traigo unos ejemplos de decoración de primera comunión en tonos...
Leer más

2 Comentarios

  • totalmente en contra de los vestidos alquilados o de segunda mano…es un acto religioso y un sacramento . Sabes que te comente que yo me dedico a ello…hay vestidos cortos preciosos , en color blanco o crudo, que no pasan de 50 o 60 euros y que luego los pueden utilizar . Es su vestido, realizado para ella , otra cosa es que la mama actualice un vestido de una hermana , pero comprar de segunda mano me parece una fantochada. Si no se puede no se puede ..pero esta misma gente no elimina reportajes , recordatorios etcc….que eso hoy en dia no son imprescindibles con las camaras y los moviles android que todos tenemos . A los niños se le debe hacer participar con manualidades en los detalles que den a su familia y amigos . Porque de eso tampoco se habla …y antes de gastarse 200 euros en un reportaje y 100 en tonterias de regalo…que miren ese dia especial . Se puede hacer la comunion hasta con Jeans…
    Y hablando de que los vestidos no han sido usados, algunos son mas antiguos y desfasados que entre arreglos y tintoreria la mama ya compra uno de Outlet. Es mi opinion espero que no te producza ninguna ofensa a tu post .Atentamente .Rosa Maria

  • Buenas tardes, estoy interesada en un vestido de Comunión de Segunda mano. La niña es grande talla 12-14 y sería de estilo clásico y sencillo.
    Me podría informar? Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *