Cinco errores en el atuendo de los invitados a una comunión

atuendos invitados comunion

No suelo ser yo, ya lo sabéis, una persona que no esté de acuerdo cuando se trata de innovar o ser original. Sin embargo, en todos los artículos en los que os recomiendo hacer algo distinto y repito esa frase de “lo moderno no debe estar reñido con la tradición”, siempre hago una advertencia: “que no se nos vaya de las manos”. En este artículo vamos a repasar cinco errores en el atuendo de los invitados a una comunión. Cinco consejos para que no se nos vaya de las manos.

Errores a la hora de elegir el atuendo para la primera comunión

  1. No es una boda ni una fiesta nocturna, por lo tanto, tratemos de evitar los vestidos largos, los escotes vertiginosos y, en general (tanto para hombres como para mujeres), la ropa indudablemente de fiesta. Vuelvo a repetir (incluso a riesgo de ser pesado) está bien ser original, pero, en todo momento, hay que saber estar.
  2. Peinados normales: la justificación para esta recomendación es similar a la anterior. Una comunión no es un festejo comparable a una boda o, en general, a un evento que se celebre de noche. Por ello, nada de recogidos espectaculares ni moños de impresión. La naturalidad en una comunión suele ser un acierto.
  3. Nada de ir envasados al vacío: otro error habitual en los vestidos de comunión. Si no queremos que nos mire toda la iglesia, evitemos vestidos ajustados que realcen nuestras curvas. Y no me refiero solo a las mujeres. Tampoco queremos ver bíceps infinitos en los hombres. No es el lugar, ni el momento.
  4. Joyas: por favor, las justas. No hace falta que vaciemos el joyero. Si nos pasamos no conseguiremos el efecto deseado, es decir, estar más guapas o guapos, sino lo contrario. Los ojos de los demás mirarán y pensarán que es un exceso.
  5. El color: he leído diversas publicaciones y, en general, en todas se recomienda ir con tonos claros como blancos, cremas o beiges. Estoy de acuerdo. Sin embargo, no comparto con otros blogueros el hecho de demonizar el colorido y calificarlo como uno de los principales errores en el atuendo de los invitados a una comunión. Creo que, sin pasarse, no pasa nada por llevar ropa con algo de color. No vestidos de excesiva variedad cromática, obviamente, pero algo de alegría no está mal. Es una comunión, ¡¡un día feliz!
Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 1
Juan Manuel Martínez
Escrito por
Juan Manuel Martínez
Más artículos de Juan Manuel Martínez

Peinados para niñas con pelo muy largo

El pelo, ¡ay el pelo! Cuánta importancia tiene y cuánta le damos....
Leer más

1 Comentario

  • estoy de acuerdo contigo , pero tengo una duda , la foto que has puesto, yo que vivo en Barcelona , la veo muy apropiada par ir a una comunion. Yo diseño trajes de niña , y los niños de almirante me horrorizan, me trabajan dos sastres a lo que yo doy mis ideas y me los realizan .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *